Apuestas de Fútbol

Facebook noticias de fútbol - elcorner.com Twitter @noticiasfutbol

Heynckes, contigo empezó todo

Heynckes, junto a Lorenzo Sanz y Manolo Sanchís, con la Copa de Europa de 1998

El próximo 20 de mayo se cumplirán 20 años de la Séptima. Pasó a la historia por el gol de Pedja Mijatovic y por ser el primer título del Madrid en Copa de Europa tras una travesía del desierto de 32 años. Pasó casi inadvertida la figura del entrenador que llevó, por fin, al Madrid a la gloria continental: Jupp Heynckes.

Con él se acabó la maldición y se dio inicio a un segundo ciclo del Madrid en Europa, que ha permitido al club blanco conquistar seis Champions en 19 temporadas y mantener su estatus como potencia dominante del fútbol continental.

Pero su aventura en el Madrid fue efímera. Llegó al club blanco tras destacar en el Athletic Club y en el Tenerife, con el fin de gestionar una plantilla repleta de talento: Raúl, Seedorf, Roberto Carlos, Suker, el propio Pedja… Cogió a un club que venía de ser campeón de Liga con el sargento Capello (temporada 1996-97) tras la espantada del técnico italiano, que decidió volver al Milan dejando en la estacada al presidente Lorenzo Sanz.. Éste eligió a Heynckes para preparar el retorno del Madrid a la Copa de Europa, de la que el club blanco estuvo ausente en la temporada de Capello.

Pronto quedó claro que el equipo no iba a ofrecer el mismo nivel que con el italiano en la Liga. Los blancos se descolgaron muy pronto, en una situación en cierto modo parecida a la de esta temporada. Pero en Europa avanzaron con paso firme. Firmaron la primera plaza de su grupo y, en las eliminatorias, superaron sin excesivos problemas a Bayer Leverkusen y Borussia Dortmund (vigente campeón).

En la final del vanguardista Amsterdam Arena esperaba una Juve considerada favorita de forma unánime. Su líder era un tal Zidane, imparable para los blancos en los primeros minutos. Hasta que Heynckes ajustó sobre él la marca de su compatriota Karembeu. La Juve perdió pujanza y el Madrid la ganó. El resto es historia.

La celebración en Madrid fue de las que hacen época, quizá la mayor que se recuerda. Heynckes ocupó en todo momento un discreto segundo plano, aunque posó junto al trofeo y su capitán, Manolo Sanchis, nada más aterrizar en Madrid con la Copa. Pero pocos hablaban del papel de un Jupp en el que la directiva había ido perdiendo la confianza de forma progresiva. Finalmente, se produjo una desenlace sorprendente para muchos, pero no en el seno del club. Heynckes era destituido. La razón que se filtró era una presunta falta de control del vestuario (la Quinta de los Ferraris). Quizá se echaba en falta la mano dura de Capello. Guus Hiddink sustituyó al alemán. No funcionó.

Veinte años después, Heynckes regresa al Bernabéu de la mano de un Bayern al que reflotó tras un inicio de curso complicado. Los bávaros, campeones ya de la Bundesliga, optan al triplete, algo que ya consiguieron, con Heynckes, en 2013. El veterano técnico, que no seguirá en el Bayern, se reencuentra en semifinales con su efímero pero glorioso pasado.